Skip to content

El profesor Fanti y la revisión inter pares.

9 de abril de 2013

Ya avisé en una entrada anterior que el asunto de la nueva invención del profesor Fanti no iba a terminar tan pronto en el blog de Dan Porter. Ahí ha publicado  el notorio sindonista una especie de comunicado o desafío, que no sé muy bien si considerarlo como lo uno o lo otro.

Dice que para satisfacer las demandas de una revisión inter pares de su último trabajo “será muy feliz” si se forma una comisión de revisión, en la que participen el Vaticano y la Academia Pontificia de la Ciencia (¿que la academia no es parte del Vaticano?) y analicen la trazabilidad de las muestras. Eso sí, avisa que estas no saldrán de su despacho.

Lo menos que se puede decir de esta propuesta es que es bastante pintoresca.

Para empezar el profesor Fanti se salta varias de las normas de la sacrosanta revisión inter pares.

Una auténtica comisión inter pares no puede estar designada por el investigado. Se supone que se trata de críticos cuya identidad el autor del trabajo desconoce. Y tampoco es de recibo que éste designe la orientación ideológica de sus miembros.

Si Fanti quiere que su trabajo pase por una auténtica revisión inter pares debe presentarlo en alguna revista especializada que no esté dirigida por amigos suyos y someterse a las condiciones habituales de este tipo de publicación en cuanto a criterios de presentación, extensión, temática, bibliografía, etc. Esta es la manera habitual de presentar un trabajo a la comunidad científica que garantice que sea completo y público para que pueda ser verificado en condiciones. Este sería el primer paso.

Pero lo que roza el surrealismo es que imponga condiciones que parecen obstáculos para que se realice la revisión. El Vaticano lleva décadas diciendo que si alguien tiene en su poder presuntas muestras del lienzo de Turín que las devuelva, puesto que son de su propiedad. Nadie ha respondido a esas peticiones. Pero ahora el profesor Fanti declara tan tranquilo que él tiene algunas de las muestras reclamadas, pero que no piensa devolverlas. No sé como estará el tema de la propiedad de objetos arqueológicos en Italia, pero yo diría -quizás ingenuamente-, que se arriesga a que le metan un paquete. Al menos eso es lo que pasaría si alguien declarara que tiene un trozo de El nacimiento de Venus de Boticelli, que se lo ha pasado un amiguete.

Cosas más extrañas pasan en el mundo de la sindonología.

ADENDA (21 de abril 2013): El profesor Fanti anunció la publicación de su trabajo en una revista científica y lo ha hecho. Pero, por las primeras impresiones recogidas, parece ser que no  ha incluido en él referencias a su método de datación mecánica ni al lienzo de Turín. Se trataría, por el momento, de una propuesta de un método nuevo de datación de tejidos. Honni soit qui mal y pense. Seguiremos informando. 

From → 3.4. Otros

3 comentarios
  1. Que el profesor Fanti considere que uno de los pares de la revisión de su trabajo “científico” debe ser el Vaticano dice mucho acerca del verdadero carácter de su trabajo. Después los sindonólogos se ofenden cuando les decimos que disfrazan de ciencia lo que, en realidad, es religión…

  2. David Mo permalink

    No es la primera vez que el prof. Fanti hace un uso peculiar del concepto de revisión inter pares. Cuando se dijo que la publicación de una serie de artículos sindonistas en una revista de dudoso prestigio que él había patrocinado carecía de revisión inter pares, respondió que él mismo había designado a unos amigos para que revisaran los textos. Algo parecido adujo Paolo Di Lazzaro cuando organizó un convenio sobre imágenes santas en un centro de investigación nuclear del Estado Italiano. Luigi Garlaschelli adujo que aquello no era serio y que ni siquiera había revisión inter pares y Di Lazzaro anunció que claro que la había, porque se había encargado él mismo y algunos amigos. Además, amenazó con una querella criminal contra Garlaschelli que, por supuesto, nunca llevó adelante.
    Algunos sindonistas rozan el surrealismo buñueliano.

  3. Un bicho vivo permalink

    Enviado el 18/04/2013 a las 4:49 pm

    David Mo, ¡cuánto tiempo, qué placer leerte de nuevo!

    No te preocupes, no vengo a ensuciar tu espacio con ideas extrañas, tan solo quería aprovechar la ocasión para saludarte y animarte en tu “cruzada” contra los que venden sábanas manchadas a precio de estampita divina.

    ¡Cuídate!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: